lunes, 22 de junio de 2009

Confesiones de una Perdedora

Hola, soy Magnolia Montero, tengo 28 años, no tengo trabajo, no tengo novio, vivo en la casa con mi madre y mi hermana chica y eso a lo largo de los años me ha convertido en una completa fracasada. No, no lo niego. He sido y soy una perdedora. Perdedora profesional más bien. He perdido novios, trabajos, dinero, dignidad - en algunas ocasiones - lo cual el nombre perdedora esta bien puesto en este caso.

El asunto es que al tener yo tanto tiempo libre, ya que no tengo responsabilidades que cumplir, excepto las de atender a mi hermana cuando llega del colegio y a mi madre cuando llega del trabajo (porque todos tienen trabajo, excepto yo!), me vi en la obligación (con el consentimiento de la administradora de este blog) de escribir mis vivencias para asi desahogarme, analizarme y en vez de estar sentada mirandome los pies o estar jugando al donkey king en el super nintendo (que mi hermano dejó olvidado) estar haciendo algo que puede ayudar tanto al escritor como al lector.

Y comienzo describiendo mi vida. Mi vida es un conjunto de situaciones penosas y embarazosas, un "chiste mal contado" como la defino yo. Nunca he tenido éxito ni he ganado algo y las veces que lo he tenido no ha sido con mérito propio. Como la vez en que ganamos mis compañeras y yo un concurso en el instituto, pero no me sentí con el título ganador, ya que más bien me pusieron a la fuerza en aquel grupo, por petición del profesor. Y al ser yo una invitada de piedra no fue mucho lo que aporté para ganar el premio; es más, aquella noche todas salieron a celebrar el triunfo mientras yo me quedé viendo "El Señor de la Querencia" junto a mi madre, que se encontraba enferma esa noche.

Novios he tenido. No muchos pero los he tenido. No me han durado mucho eso si, el último fue Daniel, con el que estuve casi 6 meses. Era un tipo agradable, lo conocí en el último año de universidad. Nos graduamos el mismo año, pero él encontró trabajo y asi partió a la Región Metropolitana dejándome sola, rompiendo las promesas de emprender una vida juntos y de la noche a la mañana no respondió mis llamadas. Desapareció, junto con la esperanza de encontrar a alguien y emprender una vida de logros profesionales y personales. Lo último que supe de él es que lo vieron por el Paseo Ahumada caminando con una chica, se me hace que era una compañera de trabajo. Y yo acá, escribiendo en un blog y pendiente de que los fideos no se pasen, ya que estoy cocinando fideos para mi mamá y a ella le gustan al dente.

Si, lo que escribo, es decir mi vida, es una patética mezcla entre Brigitte Jones y Carrie Bradshaw, pero sin estilo, sin una vida glamorosa y viviendo en un cerro de Valparaíso. Ah y lo más importante: sin un final feliz.

Tengo pocos amigos y todos ellos están trabajando exitósamente, viajando, de vacaciones o con una familia formada, lo cual hace que mi vida sea más triste aún, ya que ando con poco y nada de plata, lo cual no me permite ir a tomar un trago después del trabajo como la mayoría de mis amigos lo hacen de vez en cuando...
Hace poco, eso si, junté plata para salir, ya que unas amigas me llamaron, para juntarnos después de sus trabajos. Lo malo fue que hablaban de pega todo el rato y cuando me preguntaron en qué estaba yo, es decir, en que estaba mi vida, lo único que pude decir es que al fin pasé la etapa 5 del jueguito ese (donkey kong) lo cual es un gran logro, ya que con los años he perdido la habilidad para apretar los botonoes del joystic pero siguió un silencio incómodo por parte de mis amigas y tuve que romperlo contando que lo último que hice - profesionalmente hablando - fue mandar un curriculum a una agencia, de la cual todavía no me han llamado...han pasado 4 días.

Continuará...

5 comentarios:

Superchic dijo...

no es mi caso pero justamente hoy hablaba con una amiga que se siente parecido a esta chica, no se como ayudarla, a veces parece no haber salida...

Juli dijo...

No sé por qué, pero la vida de esta chica me suena a la otra. =S

Besos Marce!

Bob Gray dijo...

La cosa es simple: trabaja en lo que sea.

Yo soy titulado de técnico en sonido y me aburrí de mandar ridículums pa'trabajar en eso.
Una relación sentimental que me dejó mal me hizo salir de mi casa a trabajar en lo que sea.
Ahora estoy en un call center y si bien no es mucho lo que gano, me da para vivir medianamente relajado.
Y ahora hago puqueñas pegas en lo mio.


La cosa es salir, trabajar en lo que sea, por último como medio de distracción.


Saludos. Seguiré tu blog para saber como van las cosas, y tratar de subir el ánimo de vez en cuando.


Atheus.

Graciela dijo...

Marcela: aunque no lo creas, estoy segura que algún día mirarás hacia atrás y te reirás de todo esto.
Yo también me sentí sola e insegura en mi juventud. Todo es difícil, en especial donde nos toca vivir. Pero el tiempo te abrirá nuevos caminos, se abrirán otras puertas, llegarán nuevos amores.Eres jiven y talentosa, ánimos!
Suerte y que no se te pasen los fideos!
Por lo menos cuando vivas con alguien, ya sabes cocinar!

Cloe dijo...

"mi vida es una patética mezcla entre Brigitte Jones y Carrie Bradshaw, pero sin estilo, sin una vida glamorosa y viviendo en un cerro de Valparaíso"

Por dios, escribe una canción o un libro o algo, pero q incluya esa frase.
Los perdedores por unas cosas u otras terminan siendo los que mejor cosas hacen...

Besos!

 
HTML,BODY{cursor: url("http://downloads.totallyfreecursors.com/cursor_files/monkeyani.cur"), url("http://downloads.totallyfreecursors.com/thumbnails/monkey-ani.gif"), auto;}